Violeta al fin

Hilda Hidalgo | Costa Rica – México | drama | 85 min | 2017
Adquiere tus boletos aquí


Sinopsis: 

Violeta tiene 72 años. Acaba de divorciarse y vive sola en la casa de su infancia, donde cuida del frondoso jardín y conversa con sus padres difuntos.

En un esfuerzo por enfrentar sus miedos, se decide a tomar clases de natación y cultiva una amistad cómplice con el profesor, un mexicano de mediana edad que sueña con establecerse en el país.

Con el proyecto de abrir una pensión, Violeta solicita un préstamo y descubre que el banco está a punto de rematar su casa.

A partir de una mirada femenina e intimista, la película retrata a una mujer iconoclasta, que está dispuesta a todo para mantener su casa y su independencia.

Trailer:

 

Notas de la Directora

La luz de media tarde ilumina la nave central de una estación de trenes abandonada. Al pie de unas escaleras art déco está una mujer apoyada en el pasamanos. Tendrá unos 65 años, quizás más. Su figura rompe la simetría del encuadre.

Es una foto de mi Mamá y fue la primera imagen del personaje de Violeta. Cuando la tomé, me entraron unas ganas inmensas de hacer una película sobre esa mujer. No necesariamente mi mamá, sino la mujer de la escalera. Es una mujer atrapada en una vida convencional, pensé, y va a liberarse. Eso fue hace 25 años.

La noción de que la vejez nos libera me atrae. ¿Qué se siente envejecer? ¿A qué le tememos? ¿Nos arrepentimos de lo hecho o lo dejado de hacer? ¿A qué nos atreveríamos al sabernos viejos? Estoy convencida de que envejecer es muy diferente a lo que nos han hecho creer.

Me enfurece que se defina la vejez como una etapa de decadencia únicamente; como un destino a evitar. Se insiste en que los viejos son inútiles, olvidadizos, desapasionados, y una extensión de temibles adjetivos sin fin. Como si al hacerse viejo uno dejara de ser persona. Cuando precisamente se es más persona que nunca. Si bien la vejez conlleva un deterioro de nuestras capacidades físicas, también permite una destilación de lo que somos. Brillan más los sentires y las ideas, los

deseos y la intuición. Se potencia la espiritualidad. Y es posible que envejecer sea lo mejor que nos va a pasar en la vida.

Violeta a sus 72 años, se divorcia y vive sola por primera vez. Quiere emprender un negocio propio en casa, va a misa, cuida a diario su jardín, conversa con sus padres ya fallecidos y disfruta de su familia al máximo. Frente a la amenaza de que el banco va a rematar su casa, descubre lo que es capaz de hacer para defender su hogar y su autonomía.

Es una historia que resulta más familiar de lo que quisiéramos en un siglo que nos puso en contacto directo con duros relatos de remates bancarios y desahucios.

El personaje de Violeta se inspira en mi mamá y mis tías, mujeres costarricenses nacidas en el siglo XX que vivieron todas las limitaciones de los roles tradicionales impuestos a las mujeres y que de algún modo supieron rebelarse a ellos con el cambio de siglo. Con su acción final Violeta desafía al sistema, a todos quienes la rodean e incluso a ella misma.

Créditos:

Título original: Violeta al fin
Título international: Violeta at last
País de origen: Costa Rica – México
Idioma original: Español
Escrita y dirigida por: Hilda Hidalgo
Producción: Laura Imperiale
Producción ejecutiva: Laura Imperiale e Hilda Hidalgo Xirinachs Productores asociados: Gabriel Gómez, Emi Kondo, Juan Pablo Polo Flores y Enrique Somogyi
Diseño de producción: Olga Madrigal
Dirección de fotografía: Nicolás Wong Díaz
Editor: Ariel Escalante
Sonido directo: Nano Fernández
Diseño de sonido: Matías Barberis
Música: Camilla Uboldi
Efectos digitales: Martestudio
Maquillaje y peinados: Carmen López
Directora de casting: Monserrat Montero Cole

Premios y Festivales:

–  Proyecto beneficiario del Fondo para el Fomento Audiovisual y Cinematográfico El Fauno, del Centro Costarricense de Producción Cinematográfica del Ministerio de Cultura y Juventud de Costa Rica y Ganador del Fondo para la Producción Cinematográfica de Calidad – FOPROCINE del IMCINE. Instituto Mexicano de Cinematografía, entre otros.

–  Premiere Mundial. Busan International Film Festival 2017

–  Premiere de Mercado. Ventana Sur 2017

–  Selección Oficial: Festival Internacional de Cine de Mar del Plata 2017. Festival Internacional de Cine de Costa Rica 2017, Festival del Nuevo Cine Latinoamericano de La Habana 2017, Festival Global Dominicano 2018, Tromso International FF 2018, Glasgow International FF 2018, Festival Internacional de Cine en Guadalajara 2018, IFF Panama 2018, Chicago Latino FF 2018